Assad en la frontera con Israel

8/02/2018 05:00:00 p. m. Redacción Luimegar 0 Comments




El Gobierno de Teherán estaría desesperadamente tratando de abrir un canal de negociación con Estados Unidos mientras el rial, la moneda iraní, se hunde precipitadamente a medida que se aproxima la entrada en vigor en agosto y noviembre, en dos tandas (por sectores de actividad), de las sanciones que ha decidido imponer el presidente norteamericano, Donald Trump.






Al parecer los líderes iraníes comprenden que Europa no podrá salvar al régimen de los ayatollahs, y si Corea del Norte ha negociado con Washington, por qué no Teherán.

Según los reportes, el ministro de Exteriores de Omán, Yusuf bin Alawi bin Abdullah habría sido llamado por los ayatollahs para explotar la posibilidad de oficiar como mediador, y se ha reunido con funcionarios norteamericanos para reducir las tensiones entre Estados Unidos y la República Islámica.

Notablemente, durante la Administración anterior, Omán actuó como mediador en las conversaciones secretas entre el entonces presidente norteamericano, Barack Obama, y los dirigentes iraníes, que allanaron el camino al pacto nuclear al que Trump ha calificado de “desastre”.

De cualquier manera, a medida que se aproximan las sanciones, los iraníes hacen retumbar los tambores de guerra. En esta sintonía, el almirante Hossein Khazandi, comandante en jefe de la Armada iraní advirtió que la apertura y el cierre del estratégico estrecho de Ormuz por donde circula parte del petróleo del mundo “depende de los intereses de Irán”.

Simultáneamente, el régimen del presidente sirio, Bashar al Assad, anunció que sus fuerzas –atestadas en realidad por miembros de las milicias chiís, tropas de Hezbollah y oficiales iraníes- y han retomado la frontera con Israel sobre los Altos del Golán.

En el ínterin, las milicias kurdas han comenzado a entablar conversaciones con el Gobierno de Damasco adelantándose a la posibilidad de que su patrocinador, Estados Unidos, se retire en el noreste de Siria. Las tropas norteamericanas tienen tan solo dos mil soldados en la zona; pero es su poderosa Fuerza Aérea lo que cuenta. Si se materializa la retirada de EE.UU. de Siria; los iraníes tendrán abierta la autopista de Teherán a Beirut y al Mar Mediterráneo, a través de Irak y Siria, otro escenario que los estrategas de Israel ven con gran preocupación.

Con información de: AURORA






Deja un comentario